Fernández se disculpa tras frase sobre mexicanos

Redacción. Eureka Medios. El presidente argentino Alberto Fernández tuvo que disculparse ayer tras lanzar una polémica frase durante una ceremonia con el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez.

“Soy un europeísta. Soy alguien que cree en Europa. Porque de Europa, escribió alguna vez Octavio Paz, que los mexicanos salieron de los indios, los brasileros salieron de la selva, pero nosotros los argentinos llegamos de los barcos, y eran barcos que venían de allí, de Europa. Y así construimos nuestra sociedad”.

De inmediato le llovieron las críticas, no sólo por la frase en sí, sino porque ni el mexicano Octavio Paz lo escribió en su obra conocida ni la expresión, que en efecto se le atribuye al poeta ganador del Premio Nobel, incluye la palabra “indios” ni hace referencia a los “brasileños” que “salieron de la selva”.

Las palabras de Fernández son más similares, incluso, a la letra de la canción “Llegamos de los barcos”, del músico Litto Nebbia. En cambio, la frase atribuida a Paz reza: “Los mexicanos descienden de los aztecas; los peruanos, de los incas y los argentinos, de los barcos”. En algún momento, recuerda el diario argentino La Nación, el escritor Carlos Fuentes la mencionó, describiéndola como un famoso chiste.

Lo cierto es que el dicho de Fernández cayó mal y se desató una ola de críticas. “Pobre Octavio Paz. Él no tiene la culpa”, escribió Pablo Avelluto, exministro argentino de Cultura. Karina Banfi, diputada de la opositora Unión Cívica Radical, dijo que Fernández dio una muestra de “ignorancia y por ende consecuente discriminación con los pueblos originarios, con los países de la región y con todos los argentinos y argentinas”.

En Brasil, Eduardo Bolsonaro, hijo del presidente Jair Bolsonaro, cuestionó vía Twitter si no sería “racista contra indígenas y africanos que formaron Brasil” y acusó que “el barco que está hundiéndose es el de Argentina”.

Finalmente, Fernández se disculpó en Twitter: “En la primera mitad del siglo XX recibimos a más de 5 millones de inmigrantes que convivieron con nuestros pueblos originarios. Es un orgullo nuestra diversidad. A nadie quise ofender, de todas formas, quien se haya sentido ofendido o invisibilizado, desde ya mis disculpas”, escribió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *