Joe Biden busca facilitar arribos legales al país

Redacción. Eureka Medios. El gobierno de Estados Unidos quiere facilitar la inmigración legal al país, dando marcha atrás a numerosas medidas de la administración de Donald Trump y expandiendo las vías de acceso para ciudadanos extranjeros, según informó este lunes The New York Times con base en un documento al que tuvo acceso.

El borrador, con fecha del 3 de mayo, ofrece propuestas detalladas para facilitar la entrada de distintos tipos de inmigrantes, como trabajadores calificados y agrícolas o familiares de estadounidenses que viven en el extranjero, así como demandantes de asilo.

Entre otras cosas, Biden busca restaurar las oportunidades para trabajadores calificados extranjeros a través del programa de visados H-1B, crear nuevas vías para empresarios que quieran invertir en Estados Unidos y facilitar asilo a víctimas de violencia doméstica.

Para reducir las barreras de acceso se plantean opciones como reducir las tasas para aspirantes que presenten sus solicitudes digitalmente y responder a las largas listas de espera que hay actualmente, acelerando procedimientos, requiriendo menos documentación y ofreciendo entrevistas virtuales.

Según el Times, la acumulación de solicitudes de ciudadanía pendientes aumentó 80% desde 2014, hasta más de 900 mil casos, mientras que otros programas, como uno que facilita papeles a indocumentados dispuestos a ayudar a la policía, han pasado de tardar cinco meses en responder a solicitudes a cinco años.

El periódico apunta que, de hacerse realidad todas las propuestas incluidas en este borrador, Biden no estaría sólo acabando con las limitaciones introducidas por su predecesor, sino que ampliaría de forma significativa las posibilidades de inmigración a EU.

La mayoría de los cambios, señala el diario, pueden hacerse sin necesidad de que se apruebe la reforma migratoria que quiere impulsar el gobierno y que ofrecería una vía para acceder a la ciudadanía estadounidenses a millones de indocumentados que viven en el país. Ese plan, presentado por Biden en su primer día en el cargo, debe ser aprobado por las dos cámaras del Congreso y cuenta con la oposición de los republicanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *